Cámara Marítima del Ecuador: Las líneas navieras y el sector portuario funcionaron bien

¿Le gustó el artículo?
  • ¿Le gustó el artículo?
  •  (16)
  • No (3)

Diario Expreso conversó con Fernando Donoso sobre la experiencia de la Cámara Marítima del Ecuador (Camae) durante los días más críticos de la pandemia por el coronavirus, en el trabajo de las terminales portuarias y las líneas navieras.

¿Durante la pandemia de la Covid-19 cuál han sido los resultados de los procesos de control y seguridad en las terminales portuarias?

La Cámara Marítima ha estado directamente involucrada como nexo entre las autoridades y sus afiliados para poder coordinar la aplicación de los diferentes controles que se han ido implementando y/o actualizando durante el desarrollo y evolución del estado de Emergencia.

Desde el mes de febrero mantuvimos reuniones con el Ministerio de Salud y Subsecretaria de Puertos para definir las primeras directrices y protocolos relacionados con la COVID-19 y la actividad marítima portuaria. A medida que fue evolucionando la pandemia se incrementaron los controles y su campo de acción a las distintas actividades relacionadas con nuestro sector.La mejor evidencia del buen resultado de estos controles es que a pesar de ser un sector intensivo en el uso de mano de obra y los momentos duros que vivió nuestra sociedad que son de dominio público, el sector marítimo portuario se mantiene operativo, dando soporte al aparato productivo del país y sobre todo a su comercio exterior.

¿De qué forma se operó durante la etapa crítica de la pandemia: medidas de protección y prevención ¿Cómo fue la coordinación entre autoridades, así como con los operadores de comercio exterior (puertos, líneas navieras, transportes terrestres, exportadores, importadores)?

Hay que reconocer el gran del sector y su personal en cada una de sus actividades. Todos debieron aplicar controles y medidas de bioseguridad para garantizar la actividad de sus colaboradores y clientes en ambientes seguros y minimizar riesgos de contagios.La dotación de equipamiento de protección al personal, controles de temperatura, desinfección áreas comunes, pediluvios, fumigación, optimización y digitalización de trámites, entre otros son algunas de las medidas tomadas, siguiendo los protocolos definidos con las autoridades y transmitidos a los usuarios de los distintos servicios que brindamos.

¿Las actividades de las líneas navieras se mantuvieron sin inconvenientes o hubo alguna disminución de los servicios por los problemas de logística ya conocidos a nivel mundial como consecuencia de la Covid-19?

Las actividades de las líneas navieras, sus agentes y demás servicios relacionados con la logística portuaria se han mantenido operativos durante el estado de emergencia. Las condiciones para un desarrollo normal de actividades no fueron las óptimas, se debieron solventar problemas ajenos a su control como la movilidad del personal, ausentismo laboral, escasez de proveedores, etcétera.

En los casos donde alguna de estas variables tuvo mayor impacto se tomaron los correctivos y medidas alternativas para retomar el flujo normal de la cadena logística.Se debe tomar en cuenta que esta crisis la hemos tenido que superar en medio de la temporada alta de nuestras exportaciones, considero que el esfuerzo y compromiso de los diferentes actores del sector permitieron encontrar alternativas y soluciones para minimizar cualquier afectación a nuestras cargas.

¿Cómo avanzan los procesos de digitalización y uso de herramientas electrónicas por todos los actores relacionados con el sector portuarios y marítimo?. Qué avances tienen en esto las líneas navieras. Qué efecto tienen en la reducción de tiempos y costos?

Nuestro sector viene implementando desde hace algún tiempo la digitalización de la mayoría de sus procesos. Gracias esto se pudo migrar los diferentes servicios a la modalidad de teletrabajo sin impacto al usuario. Hoy en día los clientes ya manejan opciones vía sistemas que facilitan los tiempos y procesos en las diferentes etapas de la logística portuaria, desde el trámite en la agencia, el retiro de los contenedores y el acceso al puerto. Estos en su mayoría pueden manejarse vía electrónica.

El sector de los transportistas terrestres, entran en un período obligatorio de entrar en el proceso de digitalización, así como otros operadores más pequeños y grandes. ¿El Covid-19 los obligará a digitalizarse?

Las limitaciones experimentadas en los últimos meses han acelerado los procesos de digitalización en diversos sectores de nuestra economía en general y la logística marítima portuaria no es una excepción. El esfuerzo que pueden hacer puertos, patios de contenedores y demás actores para minimizar el contacto físico y lograr concretar tramites cero papeles, hace necesario que los transportistas y cualquier actor de esta cadena, también se adapten a los procesos que se vayan implementando

¿Cuáles serán los desafíos del sector en los próximos meses y años?

El escenario es complejo, por una lado ya se enfrentaba a principios de este año la implementación de las regulaciones por el uso de combustible de bajo azufre IMO 2020, condición que ante la baja en los precios del petróleo no ha tenido mayor incidencia por ahora, pero es una contingencia a medida que se reactive la economía mundial y, por ende, se recuperen los precios de los combustibles.

Por otro lado, enfrentamos el impacto de la COVID19 en las economías y comercio mundial, en mayor o menor proporción, pero no hay región o economía que de alguna forma no se haya visto afectada. La baja en los volúmenes de carga a nivel mundial mantiene en incertidumbre al sector, sin una referencia clara de su reactivación. Mientras más demore el volver al curso normal, las condiciones se tornarán complejas, por ende los escenarios y proyecciones se irán actualizando según la crisis se alargue, o evolucione.

¿Que líneas navieras vieron afectados sus itinerarios/cancelación de recaladas al inicio de la pandemia, y cómo lo superaron?

La afectación en los itinerarios fue a nivel mundial. La mayor afectación se ha sentido en las rutas que se conectan con Asia, los servicios Europa-Asia y Transpacíficos. Localmente experimentamos el efecto de la crisis en China producto de la paralización de sus actividades principalmente durante enero y febrero, lo que causo ajustes en itinerarios de ciertos servicios en el mes de marzo. Esta no fue una condición general para todos los servicios o rutas y se pudo superar con las diferentes opciones que maneja el mercado local.

Entrevista gestionada por el departamento de Comunicación y RRPP de CAMAE 

Solicita nuestros servicios

¿Tiene algún requerimiento? Comunícate con nosotros lo atenderemos a la brevedad posible.